Páginas al viento

Un lugar donde reflexionar… Por Francisco Javier R. S.

  • Intenciones del Santo Padre. Julio 2015

    Intención general

    Para que la responsabilidad política sea vivida a todos los niveles como una forma elevada de caridad.

    Intención misionera
    Para que, ante las desigualdades sociales, los cristianos de América Latina den testimonio de amor a los pobres y contribuyan a una sociedad más fraterna.

  • Vídeo mensual

    Vídeo sobre como ser un digno servidor del altar (en inglés)

    The Altar Server

  • Visión Actual

    Publicación de la Comisión Teológica Internacional sobre la Teología Hoy.

    Publicación

Archive for 22/02/09

“El mundo está bien hecho”

Posted by francescopetrarca en 22 febrero 2009

Así escribía Jorge Guillén en una de sus obras. Sin embargo, esta frase le granjeó más críticas que aplausos: si el mundo estaba tan lleno de dolor: ¿cómo iba a estar bien hecho?

Quizás Jorge Guillén no estaba pensando eso, sino imaginando, o al menos intentando imaginar, el proyecto de Dios. Dios, el supremo arquitecto, el perfecto compositor… ¿cómo no iba a estar la machina coeli tan perfectamente construida, tan perfectamente combinada, compactada y proporcionada si es la mano de Dios la que la ha hecho? La órbita de los astros, el continuo suceder de las estaciones… todo orquestado en la mejor de las melodías, que los antiguos (y entre ellos Boecio, que es coautor de esta pequeña reflexión) acertaron en llamar: “música de las esferas” o “musica mundana” (música del cosmos).

¿Y no es el hombre un microcosmos? ¿No está acaso tan perfectamente diseñado en cuerpo, que un conjunto, simple y llanamente, de órganos que aportan cada cual su parte es capaz de formar un todo que en sí mismo es más maravilloso que la suma de las partes? ¿Y no existe una consonancia perfectísima que es capaz de asociar entre sí a las distintas partes del alma (racional e irracional) y transformarlas en un uno, junto con el cuerpo, reflejo de la creación?

El mundo está bien hecho; sólo la ausencia de ideas, valores y espiritualidad es capaz de desviar al hombre de su meta: hacer el bien al prójimo. Hoy en día el hombre lo tiene todo (cree que lo tiene todo…): tiene medios, tiene lo que necesita, no le “falta” nada… pero sí le falta algo… la base que desechó para “continuar un camino”  imposible: Cristo. Lo único que falta, es que el hombre descubra que el mundo sin Él, no funciona…

 

 

 

 

Posted in -REFLEXIONES Y OTROS TEXTOS PROPIOS | 14 Comments »

Confesiones

Posted by francescopetrarca en 22 febrero 2009

Dios nos ama a todos y a todos nos llama a seguir su camino. No importa lo apartado que estés de Él o la dirección que hayas tomado; si escuchas su voz, volverás a Él.

Muchas veces (¡muchísimas veces!) no somos capaces de reconocer o interpretar el mensaje de Dios para nosotros; Dios se provee de tantísimos medios para llegar a nosotros, para hablarnos, para comunicarse, para adentrarse en nuestro corazón, alma y mente… Pero, nosotros la gran mayoría de las veces no lo comprendemos, a veces incluso, no comprendemos que el gesto de una determinada persona podría estar movido por el Espíritu, y sencillamente lo ignoramos…

Yo,  como otras pobres ovejas descarriadas, volví  al Amor. Yo no volví a la fe, puesto que creía, sino que volví al Amor. Sí, al Amor, porque “es fácil” creer pero “difícil” amar. Yo creía en Dios… pero no le amaba… ¿cómo iba a amarle si no hacía lo que a Él más le gustaba que es “tomar la Cruz y seguirle”? ¿Si no cumplía sus mandamientos? ¿Si le decía “te quiero” pero después le hacía daño con mi mal?

Mi amor no era ciego… sino interesado: “Señor ayúdame”, “Señor protégeme”, “Señor a ti clamo”… y Dios me ayudaba, Dios me protegía, Dios oía mi clamor…porque me Amaba… ¿y luego qué? Recibía en agradecimiento mi “olvido temporal”. (“Hasta que te necesite de nuevo” parece resonar ahora mismo en mi interior como recuerdo y culpabilidad de aquel tiempo…).

A veces me confesaba arrepentido, otras tantas iba a misa, pero… ¿qué pasaba que siempre volvía a caer? Sencillamente, mi amor no era verdadero… (Señor perdóname).

 

¿Hasta cuándo? Hasta que por fin una vez conseguí escuchar el mensaje de Dios… en realidad no fui yo el que lo escuchó o interpretó, sino Él para mí, que me abrió los oídos para escuchar y los ojos para ver. Él sabía que yo le estaba buscando, pero siempre me equivocaba;  y al final del modo menos esperado, mi vida dio un vuelco.

Conocer a Cristo es una revolución: es el cambio de todos los ejes en tu vida, es la lluvia que hace florecer al alma, es el calor que alivia el frío invierno del desamor… Conocer a Cristo cambia una vida, cambia a una persona, cambia al mundo… Y cuando lo conoces, es cuando empiezas a amarle…pero a Amarle de verdad.

Miles de “Hágase tu voluntad, Señor” y numerosísimas oraciones de apoyo pronunciadas con intención y cariño por mis hermanos y hermanas, son lo que han transformado mi vida: de una imperfección plena, a la imperfección con Cristo (¡y es que ésta algún día, allá en el cielo, podrá ser perfecta!). Pero, una vida con Cristo no es estática, una vida con Cristo es continuo caminar, continuo cambio, continuo desarrollo, continuo perfeccionamiento, continuo perseverar, continuo quehacer… Una vida con Cristo, es vida; y todavía me falta mucho… muchísimo que Amar…

Nunca cierres tus oídos y tus ojos a lo que “suene” a Dios… una simple e inocente llamada a confesarte con humildad, arrepentimiento y sencillez; puede salvarte la vida… Todos podemos llegar a ser San Agustín…

Posted in -REFLEXIONES Y OTROS TEXTOS PROPIOS | Leave a Comment »