Páginas al viento

Un lugar donde reflexionar… Por Francisco Javier R. S.

  • Intenciones del Santo Padre. Julio 2015

    Intención general

    Para que la responsabilidad política sea vivida a todos los niveles como una forma elevada de caridad.

    Intención misionera
    Para que, ante las desigualdades sociales, los cristianos de América Latina den testimonio de amor a los pobres y contribuyan a una sociedad más fraterna.

  • Vídeo mensual

    Vídeo sobre como ser un digno servidor del altar (en inglés)

    The Altar Server

  • Visión Actual

    Publicación de la Comisión Teológica Internacional sobre la Teología Hoy.

    Publicación

¿Historia del celibato? Perdone que le diga…

Posted by francescopetrarca en 30 junio 2011

Uno de los mayores males del mundo Moderno, a pesar de la ingente cantidad de información, es la falta total de sentido crítico.

Hace poco, me topé en la red con la siguiente página que establecía una especie de “eje cronológico” del Celibato en la Iglesia:

http://futurechurch.org/languages/spanish/historia.htm

Como soy aficionado y apasionado de la Historia, nada más leerlo hallé unos fallos garrafales… Y me pregunté: ¿cuántos leerán estas mentiras sin inmutarse? Pues parece ser que es la Ciencia (social) más dada a la manipulación sin que muchos la cuestionen.

Por eso me he propuesto hacer una refutación prácticamente a la totalidad de las líneas conflictivas históricamente, ya que sé que muchos NO se molestarán siquiera en comprobar si lo dicho por esa “Historia del Celibato” es cierta.

Empecemos:

Siglo I
Pedro, el primer Papa, y los apóstoles escogidos por Jesús eran en su gran mayoría hombres casados. El Nuevo Testamento sugiere que las mujeres presidían la comida eucarística en la Iglesia primitiva.

Cierto, muchos de los primeros apósteles fueron casados y San Pablo nos lo confirma en 1 Cor 9, 5.

Sin embargo, las mujeres jamás presidieron la Eucaristía. No existe ninguna sola tradición que atestigue eso ni ningún texto histórica ni nada. Ni siquiera el Nuevo Testamento. Es cierto que Pablo saluda a la Iglesia que se reúne, por ejemplo, en casa de Ninfa (Col 4, 15)… Pero no se puede confundir, “poner la casa” con presidir la Eucaristía. Todos sabemos que la Primera Iglesia fue doméstica, así que Pablo y otros apóstoles frecuentemente celebrarían la Eucaristía en casas de otros (por tanto, “presidir” no es lo mismo que “prestar el lugar de reunión”).

Siglos II y III
Edad del Gnosticismo: la luz y el espíritu son buenos, la oscuridad y las cosas materiales son malas. Una persona no puede estar casada y ser perfecta. No obstante ello, la mayoría de los sacerdotes eran hombres casados.

Última frase gratuita, sin ninguna prueba histórica de ello. Quizás fuese cierta, quizás no… Pero la especulación, no es Historia. Sin embargo, sí sabemos que muchos de los sacerdotes casados hacían voto de celibato juntamente con su esposa.

Concilio de Laodicea, año 325: las mujeres no pueden ser ordenadas. Esto sugiere que antes de esta fecha se realizaba la ordenación de mujeres.

Primero. El Concilio de Laodicea no existió. Fue un Sínodo de Obispos de Anatolia.

Segundo, no fue en 325, sino entre 363 y 364.

Y tercero, en ese sínodo no se discutió en ningún momento sobre la ordenación de la mujer sino sobre:

  1. Limitar los privilegios de los neófitos,
  2. Limitar los deberes de la clerecía menor,
  3. Limitar cualquier trato con cosas heréticas,
  4. Limitar la judaización entre los cristianos.

Parece ser que entre páginas ProOrdenación Mujer es habitual encontrar mencionado que el “Concilio de Laodicea” prohibió la ordenación femenina, ¡sin aportar ninguna fuente o texto del citado concilio! (que no es tal, sino Sínodo)

Además, todos los católicos sabemos, que cuando un Concilio dice algo es para confirmar la Verdad y no para inventársela, y si dicho Concilio (que no es tal, repito) hubiese prohibido la ordenación de mujeres, no sería sino para confirmar la imposibilidad de ordenar mujeres y no para inventarse una nueva regla.

Año 385: el Papa Siricio abandona a su esposa para convertirse en Papa. Se decreta que los sacerdotes ya no pueden dormir con sus esposas.

“La tradición dice que Siricio abandonó a su esposa” (puede leerse en Wikipedia en inglés)… Pero como no hay cita que lo pruebe (dice el artículo explícitamente: CITA REQUERIDA) no podemos asegurar la veracidad de dicha frase.

Siglo V
Año 401: San Agustín escribe que “Nada hay tan poderoso para envilecer el espíritu de un hombre como las caricias de una mujer”

Por mucho que he buscado, solo he encontrado esta frase de San Agustín sin fuente alguna que indique de qué obra sale y solo en webs criticonas con la Iglesia.

Por tanto, me huele a falsificación o mentira que uno fabricó y creída por miles.

Año 580, Papa Pelagio II: Su política fue no meterse con sacerdotes casados en tanto no pasaran la propiedad de la iglesia a sus esposas o hijos.

Pelagio II fue sin embargo un gran promotor del celibato y dictó normas tan severas que hasta debieron ser suavizadas por su sucesor: San Gregorio Magno

Año 590 a 604: El Papa Gregorio, llamado “el Grande” dice que todo deseo sexual es malo en sí mismo (¿quiere decir que el deseo sexual es intrínsecamente diabólico?).

Al igual que con la frase de San Agustín, solo he encontrado esta frase de Gregorio Magno en las páginas “contra Iglesia” (¡y en algunas las he encontrado tal cual! Sinónimo de que se copian sin consultar fuentes).

Por tanto, me huele a otra falsificación. Si no hay cita textual, no hay credibilidad.

Siglo VII
Francia: los documentos demuestran que la mayoría de los sacerdotes eran hombres casados.

¿Qué documentos? Frase gratuita de nuevo. Especulación histórica al servicio de cada cual.

Siglo VIII
San Bonifacio informa al Papa que en Alemania casi ningún obispo o sacerdote es célibe.

Tampoco he podido comprobar si tal “información” de Bonifacio al Papa fue cierta. De todos modos… ¿Se trataría de informar de un abuso por parte del clero no?

Entonces, bien denunciado.

Siglo IX
San Ulrico, un santo obispo, argumenta que basándose en el sentido común y la escritura, la única manera de purificar a la Iglesia de los peores excesos del celibato es permitir a los sacerdotes que se casen.

En Wikipedia inglés (mucho más fiable que la española) podemos leer en el séptimo párrafo de “Life Account”:

“Cien años después de su muerte una carta apareció, aparentemente escrita por él, donde se oponía al celibato. El falsificador se valió de la opinión de la gente común, que vería el celibato como injusto si San Ulrico , conocido por su rigidez moral, aprobase el matrimonio de clérigos.”

Creo que se comenta por sí solo.

Siglo XI
Año 1045: El Papa Bonifacio IX se dispensa a sí mismo del celibato y renuncia al papado para poder casarse.

Primero, Bonifacio IX no es un Papa del siglo XI… ¡Sino del XIV!

Segundo, ningún Bonifacio fue Papa en ese año. (Bonifacio VI, s. IX; Bonifacio VII, s. X; Bonifacio VIII, s. XIII)

Y tercero, jamás renunció al Papado, ¡sino que murió en el cargo en 1404!

El único Papa que renunció a lo largo de toda la Historia fue San Celestino V, y para seguir siendo monje.

Siglo XIV
El Obispo Pelagio se queja de que las mujeres son aún ordenadas y administran confesiones.

Más especulación histórica sin fundamento. ¿Existe el Obispo Pelagio? No lo he encontrado.

Siglo XV
Transición; 50% de los sacerdotes son hombres casados y como tal, aceptados por la gente.

Y esta es la mayor patraña de todas… ¿A qué vendría si no la “revolución matrimonial de sacerdotes” de la Reforma, si apenas 100 años antes se casaban el 50% de los sacerdotes de toda la cristiandad?

Para concluir, el Fantástico Final propuesto por dicha Web: Un Listado de Papas casados:

San Pedro, Apóstol

San Félix III 483-492 (2 hijos)

San Hormidas 514-523 (1 hijo)

San Silverio (Antonia) 536-537

Adriano II 867-872 (1 hija)

Clemente IV 1265-1268 (2 hijas)

Félix V 1439-1449 (1 hijo)

 

San Pedro fue casado antes de ser ordenado sacerdote, San Félix III fue casado antes de ser ordenado sacerdote, San Hormisdas estuvo casado antes de ser ordenado sacerdote ya que era diácono,  San Silverio estuvo casado antes de ser ordenado sacerdote ya que era subdiácono, Adriano II fue casado antes de ser ordenado sacerdote, Clemente IV fue ordenado sacerdote tras quedar viudo y Félix V es un antipapa herético.

Como vemos, excepto el último caso, todos son CONFORMES A LA DOCTRINA CATÓLICA: diácono o subdiácono casados, casados ordenados sacerdotes (como en el rito Oriental o en las excepciones a los ministros Anglicanos o Luteranos convertidos) o viudo ordenado sacerdote.

Hasta aquí la larga Refutación. Ante todo queridos lectores: SED CRÍTICOS.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: