Páginas al viento

Un lugar donde reflexionar… Por Francisco Javier R. S.

  • Intenciones del Santo Padre. Julio 2015

    Intención general

    Para que la responsabilidad política sea vivida a todos los niveles como una forma elevada de caridad.

    Intención misionera
    Para que, ante las desigualdades sociales, los cristianos de América Latina den testimonio de amor a los pobres y contribuyan a una sociedad más fraterna.

  • Vídeo mensual

    Vídeo sobre como ser un digno servidor del altar (en inglés)

    The Altar Server

  • Visión Actual

    Publicación de la Comisión Teológica Internacional sobre la Teología Hoy.

    Publicación

Archive for 28 febrero 2013

Declaración de Renuncia al Pontificado de Benedicto XVI

Posted by francescopetrarca en 28 febrero 2013

¡Hoy día 28 de Febrero se nos va un gran Papa! Simplemente, el día en que va a hacerse efectiva dicha renuncia, me gustaría recordar de nuevo la Declaración que sobrecogió al Mundo y a los Católicos en Particular.

Benedicto XVI, gracias por los grandes regalos de tu Pontificado, por tu sabiduría y humildad y por recordarnos siempre lo esencial de la Fe.

Ahora te retiras a orar por nosotros, pero nosotros, seguiremos orando por ti.

http://www.vatican.va/holy_father/benedict_xvi/speeches/2013/february/documents/hf_ben-xvi_spe_20130211_declaratio_sp.html

***

Queridísimos hermanos,

Os he convocado a este Consistorio, no sólo para las tres causas de canonización, sino también para comunicaros una decisión de gran importancia para la vida de la Iglesia. Después de haber examinado ante Dios reiteradamente mi conciencia, he llegado a la certeza de que, por la edad avanzada, ya no tengo fuerzas para ejercer adecuadamente el ministerio petrino. Soy muy consciente de que este ministerio, por su naturaleza espiritual, debe ser llevado a cabo no únicamente con obras y palabras, sino también y en no menor grado sufriendo y rezando. Sin embargo, en el mundo de hoy, sujeto a rápidas transformaciones y sacudido por cuestiones de gran relieve para la vida de la fe, para gobernar la barca de san Pedro y anunciar el Evangelio, es necesario también el vigor tanto del cuerpo como del espíritu, vigor que, en los últimos meses, ha disminuido en mí de tal forma que he de reconocer mi incapacidad para ejercer bien el ministerio que me fue encomendado. Por esto, siendo muy consciente de la seriedad de este acto, con plena libertad, declaro que renuncio al ministerio de Obispo de Roma, Sucesor de San Pedro, que me fue confiado por medio de los Cardenales el 19 de abril de 2005, de forma que, desde el 28 de febrero de 2013, a las 20.00 horas, la sede de Roma, la sede de San Pedro, quedará vacante y deberá ser convocado, por medio de quien tiene competencias, el cónclave para la elección del nuevo Sumo Pontífice.

Queridísimos hermanos, os doy las gracias de corazón por todo el amor y el trabajo con que habéis llevado junto a mí el peso de mi ministerio, y pido perdón por todos mis defectos. Ahora, confiamos la Iglesia al cuidado de su Sumo Pastor, Nuestro Señor Jesucristo, y suplicamos a María, su Santa Madre, que asista con su materna bondad a los Padres Cardenales al elegir el nuevo Sumo Pontífice. Por lo que a mi respecta, también en el futuro, quisiera servir de todo corazón a la Santa Iglesia de Dios con una vida dedicada a la plegaria.

Vaticano, 10 de febrero 2013.

BENEDICTUS PP XVI

 

 

Posted in VISIÓN ACTUAL (Archivo) | Leave a Comment »

A esta Crisis, Palabra de Dios

Posted by francescopetrarca en 28 febrero 2013

Hoy me he puesto a meditar sobre una frase: “Si tú no quieres, ni Dios puede salvarte” (una especie de paráfrasis más coloquial de aquello de San Agustín que decía: “Dios que te creó sin ti, no puede salvarte sin ti“).
 
Dios nos da tantísima libertad…
 
 
Y gracias a ella, inmediatamente, he pensado en toda esta crisis que nos asfixia y rodea. El hombre no sale de ella, porque no quiere. Porque no quiere prestar oídos a la Voz de Dios que dice:
 
 “Cesad de obrar mal, aprended a obrar bien; buscad el derecho, socorred al oprimido, defended al huérfano, proteged a la viuda. […] Si sabéis obedecer, lo sabroso de la tierra comeréis, si rehusáis y os rebeláis, la espada os comerá“. [Isaías 1, 16-20]
 
 “Tus jefes son bandidos, socios de ladrones: todos amigos de sobornos, en busca de regalos. No defienden al huérfano, no se encargan de la causa de la viuda” [Isaías 1, 23]
 
Y todos los ¡Ay! del capítulo de [Isaías 5, 8-25], que son un vivo retrato de nuestra sociedad actual de hoy en día.
 
 ¿Acaso no vivimos rodeados de acaparadores que solo piensan en acumular y no en dar? ¿Acaso no estamos rodeados de bandidos y corrupción? ¿Acaso se respeta el derecho del oprimido (tristemente hoy muy identificado con la figura del parado y del desahuciado)? ¿Acaso la espada no nos come (nuestra vida, nuestros bienes, nuestro trabajo…)?
 
 
La Palabra de Dios siempre se cumple, como dijo Jesús:
 
 
No penséis que he venido a abolir la ley o los profetas. No vine para abolir, sino para cumplir. Os aseguro que mientras duren el cielo y la tierra, ni una letra, ni una coma de la ley dejará de realizarse” [Mt 5, 17-18]
 
 
Y diariamente vemos, que cuando se endurece nuestro corazón, es cuando cumplimos dicha Palabra que nos advierte de los males que sobrevienen al obrar el mal e incurrimos en el camino de la muerte y no el de la Vida que nos propone nuestro Señor. Por supuesto: ¡Él quiere que vivamos y que tengamos vida abundante! Y por eso nos advierte constantemente que el otro camino no lleva a esa vida, sino a una caricatura grotesca que solo engendra división e infertilidad.
 
 
Pero al mismo tiempo, nos da absoluta libertad… Elegimos libremente. Tanto los individuos, como los Pueblos. Y hemos elegido, en nuestra colectividad, dar la espalda a Dios y a su Palabra y optar por el camino del egoísmo, la avaricia, la rapiña, el soborno, la injusticia y el robo…
 
 No hacen falta ideologías que prometan paraísos terrenales o ilusorias soluciones a nuestros problemas con argumentos aparentemente infalibles: las ideologías solo acarrean partidismos, disensiones y condenas al hermano (que no se conoce, ni queremos conocer, ni queremos…¡ay!… siquiera amar…) . Solo hace falta cumplir la Voluntad del Señor para con los hombres, lo más importante de la Ley: Justicia, Misericordia y Fe, todo emanado del Amor.
 
 
Y mientras no hagamos caso al Señor, en nuestra absoluta libertad, parafraseando de nuevo la primera frase: “ni Dios, puede trabajar con corazones tan duros”…
 
 
Afortunadamente, esta frase no está completa, porque a pesar de nuestra dureza de corazón y nuestra voluntad de darle la espalda, Dios, extrae de las maldiciones que nosotros mismos nos acarreamos, las bendiciones que nos salvan y nos hacen volver a Él. Siempre llama. No cesa. Y en su Bondad, siempre hará “llover sobre justos e injustos“, porque a todos Ama y a todos consuela.
 
 
¡El Reino nos apremia! Y mientras no llegue su plena manifestación, debemos ser Sal y Luz para hacerlo lo más presente y próximo que podamos en nuestros días, para que alguna vez, ¡quiera Dios!,  hagamos obras de auténtica justicia.
 
 

Posted in -REFLEXIONES Y OTROS TEXTOS PROPIOS | Leave a Comment »